miércoles, 2 de septiembre de 2009

EN LA OSCURIDAD

Voy a relatar la única vez en mi vida, en la que me encontré cara a cara con la oscuridad:

Era yo una niña, cuando mis padres me llevaron de excursión de fin de semana al campo. Montaron la tienda de campaña, en plena naturaleza. Por la noche, después de cenar, mi padré propuso ir a dar un pequeño paseo, y yo entusiasmada le acompañé. Cogió la linterna y comenzamos a alejarnos de la tienda. La noche era cerrada. No había luna. Apenas habíamos andado unos metros, fuimos siendo conscientes de que únicamente podíamos ver el pequeño haz de luz emitido por la linterna. Alrededor, la oscuridad más total. Negrura absoluta. Se oía el ruido del viento y del agua del río. Nada más. Papá y yo en medio de una oscuridad muy muy oscura. Yo no quise seguir el paseo, y volvimos a la tienda. No me gustó. Fin del relato.

El miedo a la oscuridad, suele relacionarse con los temores infantiles. Niños que se despiertan en mitad de la noche y aterrorizados por las tenebrosas sombras que les acechan, se esconden temblando bajo las mantas. Niños que temen a la oscuridad, porque saben que el horrible monstruo que se esconde en el armario de la habitación, saldrá cuando se apaguen todas las luces. Miedos infantiles. Las sombras no son más que eso, sombras. Y el monstruo del armario es producto de la imaginación de los niños. La oscuridad es ausencia de luz. Nada más que eso.
Una persona adulta, está en su hogar y en plena noche se despierta, y no tiene miedo a la oscuridad. Aunque no hay luz y no ve nada, sabe que "está en casa" y se siente seguro. Pero en medio del monte, cuando ni siquiera la luna hace acto de presencia y la oscuridad lo oculta todo, no hay sombras, ni monstruos sólo está ella, la inmensa oscuridad que lo llena todo. Y no importa la edad que tengas, de repente estás alerta y el pulso se te acelera, ¿que hay ahí? ¿que hay en la oscuridad? ... miedo. Miedo infantil a la oscuridad....

12 comentarios:

xenia dijo...

Quien no ha tenido miedo de pequeño a la oscuridad? creo si los hay seran pocos jajaja.

Un besazo sin miedo y con mucha luz. ^^

kpa dijo...

de peque cuando te quedas en la oscuridad , luego de mayor es como si tuvieras un trauma ahi metido en el coco... no recuerdo episodios de oscuridad, ah si cuando la noche de reyes , bajaban mis padres las persianas, para poder dormir temprano y que el milagro se cumpliera, era doble miedo a la oscuridad y a encontrarte con un rey mago si te despertabas,...
que ilusa es la mente de la infancia , y que poderosa en cuanto a dejarte marcado ,de por vida

besos

DAISY dijo...

y qué razón tienes!! me ha recordado a la última noche en el pueblo, yo cagadita y eso que es mi casa desde cría. Pues no sé que me dio que oía ruidos y golpes.... Al final resultó que una de las veces era mi hermana, vaya susto!! Pero sí que tuve en la cama esa sensación de que se te para todo y lo único que oyes es el corazón latiendo.... A ver si me duermo esta noche que con esto.... besos!!

X dijo...

Es el miedo a lo desconocido, potenciado porque la vista es el sentido en el que más confiamos. Probablemente entre no ver nada y ver que tienes un león a dos metros no haya ninguna diferencia, pero la incertidumbre es lo que más asusta. :-)

La Queli dijo...

A mí la oscuridad en sí no me asusta, pero.... estar sola aunque sea al medio día y oir crujir la madera o los ratones corriendo por el desvan ( es que vivo en una casa viejísima)....BRRRRRR, ya me dan escalofrios, jajajajajajaj.
Esos terrores nocturnos infantiles..... que a veces nos vienen de adultos y nos deja indefensos cual bebes.....
En el fondo, seguimos siendo niños.

Rebeca dijo...

Yo sigo teniendo miedo a la oscuridad, es más descarte hace años cualquier película de miedo porqué después de verlas me pasaba un mes durmiendo con la luz de la mesita encendida.

Jo Grass dijo...

La Queli tiene razón, a eso le llaman los psicólogos infaniles: terrores nocturnos. Por lo visto hay gente que los padece hasta que son adultos. A mi hija le pasó una temporada porque en todas partes aparecia el lobo de los cuentos como un ser malvado devoraniñas. Al final lo solucioné inventando una historia para ella en la que el lobo era la víctima, porque siempre le tocaba hacer ese papel en los cuentos y nadie le quería. DEcidí, en el cuento de mi invención, que a sus mascotas ( peluches y muñecos con los que dormía), empezaba a darles pena, y lo acababan invitando a una fiesta de cumple en la que el lobo se convertía en la estrella.

En fin, la oscuridad incrementa el miedo a lo desconocido, imaginad a un pobre ciego con ese karma de por vida...

Un besote

Claire dijo...

Xenia: Casi seguro que todos los niños jeje y si no a la oscuridad, a las sombras y ruidos...
kpa: Ay, la noche de reyes... jeje.. yo tenía miedo de no dormirme, por si venían y me pillaban despierta y no me dejaban nada jeje... que tiempos!!!
Daisy: jajaja... a mí me pasó algo parecido: me quedé a dormir en un chalet solitario, y lo pasé horriblemente mal... oía ruidos y hasta me creí que el perro que estaba fuera se había metido en la casa... yo sólo quería que se hiciera de día... uff... que pesadilla..
X: Eso es. Que si no ves nada en absoluto... te asustas o te sientes vulnerable..
La Queli: ¡¡¡ Ratones !!! ahhh... no te preocupes eso pronto se acabará con la casita nueva jeje.. Yo vivo en un piso, y quedareme sóla en casa por la noche no me gusta... y también se oye ruido que cruje hasta la nevera..
Rebeca : A mí las películas de miedo me chiflan jajaja.. sólo un par de veces he tenido que encender la luz del comedor viendo la peli, por tener miedo... :-)
Jo Grass: Oye, que bien que lo hiciste con tu hija.. quitarle el lobo malo que se imaginaba, con más imaginación pero buena...
Al escribir la entrada también pensé en las personas ciegas, que no ven nada y para ellos todo es oscuridad, y aunque no tengo ni idea de lo que sentirán, yo creo que no tienen ese miedo... vamos, espero que no...

Muchísimas gracias por vuestros comentarios. Besitos.

Yopopolin dijo...

bah, pues a mi nunca me ha dado miedo lo oscuro... desde pequeño nunca me impuso respeto la oscuridad... recierdo que de pequeño entramos en un caseron abandonado, y alguien tenia que entrar el primero para abrir las ventanas y que entrara algo de luz de luna al menos. Y yo me ofreci a hacerlo... xD

No se, tengo miedo a otras cosas... pero la oscuridad me la sopla...

bss

Sandra dijo...

Bueno los miedos son muy particulares, cada uno le tenemos miedo a algo, a la oscuridad q yo sepa no le tengo yo iedo, mas q nada lo q temo es pegarme un carajazo por no ver :S

Feliz finde guapa.

Angus dijo...

Me gusta. :)

Yandros dijo...

No me gusta hacer publicidad pero:
¿Y si fuera al revés?
¿Y si nunca hubieras visto la luz?
http://torredelcaos.blogspot.com/2009/07/un-mundo-de-oscuridad.html
Creo que te gustará

Y para completarlo:
http://torredelcaos.blogspot.com/2009/07/un-mundo-de-luz.html