jueves, 16 de julio de 2009

UNA DE ALIMENTACION

Hay un viejo dicho que me encanta y dice así: DESAYUNA COMO UNA REINA, COME COMO UNA PRINCESA Y CENA COMO UNA MENDIGA.
Totalmente conforme. El desayuno ha de ser completo y equilibrado para cargar las pilas, y poder enfrentarte al día a día con energía. al medio día, hay que comer, pero sin abusar. Una comida saludable, que no sea copiosa y una cantidad que no nos haga sentir hinchados, que hay que seguir con la tarde, y necesitamos la energía. Y la cena... ligerita, casi frugal. Cenar algo para no irnos a la cama con el estómago vacío y con esa incómoda sensación de hambre, pues en la cama AL DORMIR no gastamos mucha energía ;-)
Bueno, pues yo lo hago todo al revés. Desayuno un rápido y exquisito café con leche. Para comer, suelo llegar a casa cansada y estresada y aunque llego hambrienta, no me paso, pues se vé que del ansia, me sacio más rápido. Y la cena es lo mejor. A esa hora estoy relajada y feliz y entonces sí me preparo manjares dignos de una reina.

6 comentarios:

X dijo...

Jajajaja, me ha hecho mucha gracia, porque sabes lo que se debe hacer pero dices "pues yo lo hago todo al revés", y te quedas tan ancha jajajaja. Que conste que a mí a veces me pasa parecido, aunque en verano con el calor lo tengo más fácil para hacer lo correcto: me levanto a las dos de la tarde y directamente como (que cuenta como desayuno, la comida fuerte del día), luego meriendo cualquier cosa (o ni eso, básicamente bebo horchatita) y procuro cenar leche con cereales, lo malo es que a las cuatro de la mañana me muero de hambre jajajajaja. :P

Claire dijo...

je je.. Es verdad que en veranito cambian las rutinas... aunque cenar leche con cereales... RARA VEZ.. y luego a las cuatro de la mañana un buen sandwich de nocilla un vaso de leche y verás que bien coges el sueño ;-)
¡¡ Que pases un feliz VIERNES !! y Gracias por tu comentario :-)

Sandra dijo...

Como dice mi padre: haced lo q yo diga pero no hagais lo q yo haga jajajaj es lo q tiene, q conoces la teoria pero llevarlo a la practica cuesta.

feliz fidne guapa.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Estupendo blog el tuyo.

Saludos

Claire dijo...

Sandra: Cuánta razon tiene tu padre.. je je.. cuesta taaanto..
La sonrisa de Hiperión: Muchas gracias. :-)

Rebeca dijo...

uff! creo que yo también soy así de desastre, como llegó a las 23 del trabajo devoro todo lo que hay a mi paso para luego irme a dormir con una sensación terrible de culpa.